EcoAchibueno

Tejido en fibra vegetal; Rescatando un legado ancestral

El desarrollo de la artesanía y específicamente la cestería tiene su origen en las culturas prehistóricas que habitaron diversas regiones del mundo. Poco a poco fueron implementando el tejido manual a base de fibras vegetales, tales como hierbas, plantas, hojas, tallos, raíces y cortezas de árboles, con las que elaboraban parte de su vestuario, cestas, mantas, entre otros utensilios para uso doméstico.

La técnica del tejido comenzó muy rudimentaria, sólo con nudos y entrelazados y con el tiempo se ha ido introduciendo elementos como la aguja metálica, con la finalidad de avanzar en un tejido más fino y acabado.

En la actualidad se está rescatando esta tradición como forma de preservar una actividad ancestral en la creación de utensilios domésticos y decorativos con identidad, biodegradables y terapéutico en su creación.